La cadena alimentaria de Andalucía, conformada por productores, transportistas y cadenas de distribución tiene distintos de cara a adaptarse a la nueva normalidad que se visualiza tras la pandemia del COVID-19.

Así ha quedado patente en una nueva edición de la Tribuna LANDALUZ, organizada por la Asociación Empresarial Alimentos de Andalucía, que ha tratado sobre los roles de liderazgo que se deben configurar para afrontar los nuevos retos que trae la actualidad.

En la apertura de la jornada, José Argudo, vicepresidente de LANDALUZ, quiso destacar que «el liderazgo desde las empresas y dirigido a las personas que las conforman es fundamental para innovar en materia de equipos y ser más eficaces y eficientes con nuestro entorno».

Esta edición de la Tribuna LANDALUZ contó con la ponencia de Isabel Meleno, coach executive y profesora del Instituto ICADA, analizó la situación por la que está pasando la cadena alimentaria, destacando el “proceso de incertidumbre ante el que nos encontramos y que necesita, por parte de las empresas y de quienes las dirigen, un modelo de gestión adaptado a las necesidades”.

De esta forma, Meleno destacó que el modelo empresarial está cambiando “siendo los líderes quienes deben crear herramientas y espacios para que quienes conforman las organizaciones sepan cómo adaptarse al entorno y entenderlo, algo fundamental para conseguir los éxitos que se plantean desde la dirección”.

En este modelo, destacó que “esta pandemia nos ha enseñado que no debemos esperar los cambios del futuro, sino que debemos estar preparados y, a través de una visión estratégica, aprovechar y obtener una ventaja competitiva durante estos cambios”.

A la jornada asistieron más de treinta empresas que pudieron compartir experiencias y puntos de vista sobre los nuevos modelos de gestión y de modelo de equipos.

La celebración de esta Tribuna LANDALUZ tuvo lugar gracias a la colaboración de Montero Aramburu, Fernández Palacios y Deloitte.

Sin comentarios

Comments are closed.